jueves, 23 de febrero de 2012

Comparar

Esta semana podíamos leer en el estudio que ha encargado rastreator.com que, de los consumidores que cambian de seguro de automóvil, el 44% consulta antes en un comparador.


Sin entrar a valorar la cifra, está claro que los comparadores ya son parte de sector seguros en la cabeza del consumidor. De igual manera piensa Flavia Rodriguez-Ponga, directora general de seguros, que ayer en un acto de FECOR, decía "tenemos que desarrollar una legislación que defina cuál es la figura jurídica de los comparadores, qué información y asesoramiento han de proporcionar al consumidor, qué limitaciones pueden tener en el desarrollo de su actividad y qué normas deben observar", después de reconocer que los comparadores se usan cada vez más para vender pólizas.


Y claro, para vender pólizas has de asesorar, ajustar un producto al riesgo, acompañar mientras dure el contrato, y sobre todo asistir en el siniestro. Si la reflexión de Rodriguez-Ponga va por ahí parece que coge buena dirección. Cualquier estilo de venta de seguros debería proporcionar al consumidor esas mismas garantías de calidad y servicio.


VIA| CincoDías