sábado, 9 de mayo de 2009

El tenis, Nadal y la guerra de colores.


Nadal ha rajado:


Recordemos que el Open de Madrid quería que se jugara el torneo en pistas de arcilla azul, en vez de la roja de costumbre.

¿Qué le pasa a Nadal, ese chico humilde, educado, que da lecciones de saber estar por todo el mundo, llega a casa y se mete con la organización del Open de Madrid?

Es como si llegara a Wimbledon y dijera que no esta de acuerdo con vestir de blanco. Los ingleses educadamente le dirían: Usted será el mejor tenista del mundo, pero aquí viste de blanco.

 Nadal además ha dicho hablando de lo mismo:

"En el tenis no es todo negocio"

Especulemos: ¿y si el Open de Madrid, que ahora se llama "Mutua Madrileña Madrid Open" todo en colores azules, casualmente como los de la aseguradora que patrocina quisiera lanzar la pista de arcilla azul para mayor gloria del patrocinador? 

¿Y si resultara que el nuevo y flamante patrocinador del tenista, Mapfre, que tiene como color corporativo un rojo arcilla no le hubeira gustado la idea de ver a su nuevo chico jugando partidos de 5 horas en Madrid, y en una cancha rival, o sea, con los colores del rival?

Asimilada la especulación volvamos a leer las declaraciones de Rafa Nadal:

"Estoy en contra de la pista azul. La temporada de tierra es una de las giras más históricas y la pista es roja y no azul. En el deporte y en el tenis no todo es negocio."


Vaya... parece que el deporte está lejos de ser sólo deporte...