miércoles, 14 de julio de 2010

Empresas reparadoras.

En este negocio asegurador hay multitud de factores que intervienen para que el cliente tenga el servicio que espera.


brochaDesde el asesoramiento de los riesgos cuando la póliza empieza a venderse, hasta la terminación de un expediente de siniestro intervienen mediadores, personal de la aseguradora, peritos, empresas de asistencia, y reparadores. En el momento que una de estas partes falla, lo hace la compañía entera.


Si el mediador no es bueno la póliza no estará bien hecha y la resolución del siniestro será caótica, si el personal de la aseguradora/sucursal que atiende no está lo suficientemente implicado, las cosas salen tarde y mal, si los peritos tienen mucha carga de trabajo o están mal elegidos, los clientes cobran mal o  tarde, si las empresas de asistencia no gestionan bien los siniestros, no dan respuestas ágiles, el servicio se resiente. Pero si logras salvar todo esto de manera agradable para el cliente, un mal reparador echa por tierra todo el trabajo.


Los reparadores son, en muchas ocasiones, la cara de la compañía, lo único que parte de la familia/ empresa ve de la aseguradora.


Dice una empresa de reparadores en el apartado Autobombo su web que:



"Somos co-responsables del prestigio y negocio futuro de la aseguradora."

Lamentablemente es verdad.


Esta misma empresa tarda en enviar un pintor diez días, y cuando llega dice que para pintar en ese color necesita 4 días más...


Probablemente es un problema de recursos, no deben tener personal suficiente para atender, y todos sabemos lo complicado que es encontrar personal cualificado disponible, en un país con casi un 20% de parados.


Y las compañías en Babia, ni se enteran, porque subcontratan a empresas de asistencia, que a su vez subcontratan a las reparadoras, que incluso subcontratan autonomos...


¿Deberían las compañías preocuparse por el servicio que da el final de la cadena?




Fotografía: Heart Industry's