lunes, 26 de octubre de 2009

Rastreando un culpable.

El Boletín Diario de Seguros (BDS) ha cumplido 15 años, y se está renovando. Una de las novedades incluir una vez a la semana opiniones de profesionales. Dentro de esta nueva idea el BDS incorporó el día 13 de octubre el siguiente texto escrito por un servidor:


Rastreando un culpable.

¡Cómo cambia la vida! Quién podía pensar hace quince años, cuando el BDS empezaba su andadura, que acabaría incluyendo una columna de opinión sobre la campaña de publicidad en televisión de un mediador de seguros, y encima extranjero...

Quién no conoce hoy rastreator.com: un mediador de seguros que viene de Reino Unido y que se basa, únicamente, en un comparador para seguros de Automóvil a través de internet. Los que pierden un poco de su tiempo frente a la caja tonta habrán visto que hace unas semanas comenzó una campaña en televisión para vendernos las bondades de este comparador.

Rastreator.com llevaba en pruebas seis meses, preparándose para su salida triunfal y conociendo la repercusión de un anuncio en televisión estaban pensando ser la bomba en seguros del otoño. Pero, algo falló. Cuando el consumidor, tras ver el anuncio, buscaba en internet no encontraba más que un error en la pantalla. El servidor estaba saturado.

En España le llevan cierta ventaja otros comparadores que están funcionando desde hace más tiempo; sin duda rastreator.com es una amenaza para ellos. El que llega de nuevo tiene que coger su parte de tarta, y eso supone que alguien comerá menos. ¿Hasta qué punto puede obsesionar la salida de un competidor más fuerte que tú?

La elegancia de rastreator.com les lleva a decir que su servidor tuvo un problema técnico, una incidencia en el balanceador de carga. ¿Llevaban seis meses preparando este momento, con la experiencia de años en Reino Unido, y ahora fallan?

Una forma sencilla de sabotear un portal informático es atacarlo para dejarlo fuera de servicio; es algo común que incluso ha sufrido, hace un par de meses, Twitter. ¿Podría rastreator.com haber sufrido un ataque informático?

Esta incidencia consiguió que rasteator.com tuviera que parar los spots en televisión durante unos días. ¿Quién ha salido beneficiado?

Hay mucho dinero en juego, tanto que un supuesto ataque al servidor únicamente convierte el problema en un pequeño retraso en el proyecto. Hoy vemos cómo de nuevo la publicidad del comparador ha vuelto a televisión y el portal está a pleno rendimiento.

Por supuesto, estas elucubraciones son simple ficción: rastreator.com no ha sufrido un ataque informático, no tiene enemigos y es un mediador que prestará asesoramiento y asistirá en el siniestro como cualquier mediador de seguros.