miércoles, 14 de octubre de 2009

AUSBANC se queja del trato a los talleres.

La asociación de consumidores protesta por las presiones que ejercen en los precios las compañías de seguros a los talleres.


No se si sabréis que las aseguradoras para conseguir mejor precio en las pólizas para sus clientes tratan de bajar los costes de los siniestros, y una buena forma es pagar menos por las reparaciones.


Al principio los talleres  aceptan cobrar menos para garantizarse un poco de trabajo, pero las aseguradoras no tienen límite en su codicia y cada vez exigen más descuentos... Tanto que Angel Garay de AUSBANK reprocha a las compañías que los beneficios obtenidos estos últimos años con estrategias como la presión a los talleres para reducir la factura de las reparaciones puede comprometer la seguridad y no se han traducido en una mejora de la calidad del servicio.


¿Tanto se presiona a los talleres que se compromete la seguridad?


Esto querría decir que los talleres hacen menos de lo que deben en las reparaciones para poder reparar con el dinero que les pagan. Suena tan grave que apostaría a que es verdad.


Os mando deberes para este mes: cuando paséis cerca de vuestro taller de confianza preguntad a que aseguradoras les hacen descuento, cuales peritan mejor, cuales son más tacañas, las que siempre ponen pegas... y recordadlo cuando tengáis que renovar vuestra póliza.


Haciendo caso de lo que digan los talleres no ahorraras en seguro, pero ganarás en seguridad.



VIA|Inese