viernes, 26 de diciembre de 2008

Rotonding.

Vamos a hablar de circulación: normas versus usos y costumbres.

El rotonding es un vocablo inventado y usado en algunos foros de coches para describir una habilidad al volante: girar en las glorietas tal que así:




Bromas aparte, lo que me preocupa es el desconocimiento tan profundo de las normas de tráfico hace unos meses contaba en un foro mi experiencia con las glorietas. Resumo: en su momento decidí tomar las glorietas tal y como las normas de circulación ordenan. Ya se que soy un valiente... O sea, siempre por el carril de la derecha, el exterior, salvo cuando se este adelantando, o, en vías urbanas, cuando convenga pero siempre saliendo de la glorieta circulando desde el carril exterior.

Podría explicar como no tomar así las rotondas provocan más atascos que los que quieren evitar los alcaldes colocándolas, pero creo que vale con que es la forma de hacerlas y no deberíamos discutir, igual que los semáforos en rojo son para parar, las glorietas por el exterior.

Pues circulando como se debe conseguí tener dos accidentes en seis meses. Inocentes, por supuesto, pero con el perjuicio que conlleva un accidente, esperar la grúa, ir a dar el parte a la aseguradora, tener el coche en el taller... Dos siniestros que si hubiera circulado cruzando las rotondas de manera temeraria, como hace el 90% de los conductores, no hubiera tenido. Catastrófico experimento.

Vuelvo a sacar el tema a la palestra porque hace una semana un cliente me trajo una denuncia que le había puesto la Guardia Civil por hacer mal la glorieta. Salió de ella desde el carril interior. Más que compasión por mi amigo, sentí alegría al pensar que por fin Tráfico va a hacer algo con el tema. Pero me temo que es falsa alarma, la sanción estaba puesta porque el perjudicado por la maniobra fueron los propios agentes de la GC que se sintieron cerrados por mi cliente cuando este salía de la glorieta desde el interior.

Las policías municipales hacen caso omiso a estas infracciones que se comenten continuamente, lo podemos comprobar en cualquier ciudad. Las glorietas aparecen en un porcentaje importante de accidentes, y son nido de frenazos, claxon sonando y disputa entre conductores. Sólo hay que pararse a mirar en una.

Lo preocupante es que la mayoría de las personas que salen de una glorieta desde el interior creen que es la forma correcta. Cuando se empezaron a implantar la Dirección General de Tráfico envió unas instrucciones de como "usarlas". Un papel en el buzón, que por el resultado que hoy vemos, no leyó casi nadie. ¿Cuando piensan hacer algo más?

Pero no sólo es culpa de tráfico, las principales perjudicadas de que no sepamos conducir, son las aseguradoras. Pero a UNESPA no se le ocurre hacer una campaña en tv explicando el asunto. Seguro que les salía rentable.

Perdidas las esperanzan con Tráfico y UNESPA pienso en Ponle Freno, están haciendo mucha fuerza y calando en la opinión pública con mensajes claros: cinturón, puntos negros, distracciones... además son una potencia en comunicación. Aunque están centrados en evitar muertos en las carreteras, bastante más serio que el problema de las glorietas, seria bueno que en algún momento se planteen hacer algo que afecta a todos los conductores en el día, a día...

Y tu ¿Como tomas las glorietas?